Menú Close

Estos son los mejores tips para emprender con bajo presupuesto

Gran número de personas pasan la mayor parte de su vida esperando el momento más adecuado para lograr abrir el negocio de sus sueños. Y es que emprender con bajo presupuesto siempre puede ser algo complicado aunque no imposible. En todo caso, ese momento adecuado podría ser en este momento, aunque cuentes con poco capital, ya que muchos negocios han podido demostrar que son exitosos a pesar de que iniciaron con casi nada de dinero, logrando ser bastante rentables.

Lo importante siempre será tener en claro lo que deseamos lograr, cuáles son nuestras  Buyer Personas y además, cuál es el valor que les daremos con el producto o servicio que ofrecemos, lo que nos diferencia de los competidores, ya que con ello podremos lograr un emprendimiento bastante sólido aunque tengamos la idea de que nos haga falta alguien que financie nuestra idea para ponerla en práctica.

Explotemos el entorno digital: La primera recomendación se enfoca sobre la idea de que nos encontramos en plena era digital y que, si se cuenta con poco presupuesto es posible aprovechar sus beneficios. Más allá de que tu emprendimiento no tenga que ver con un eCommerce, es realmente conveniente que las personas puedan encontrarte en la web mediante contenido de calidad que los ayude a salir de dudas. Si no tomas esta iniciativa, tus competidores si lo harán.

Debes contar con unas razones específicas a la hora de emprender: existe una gran variedad de motivaciones cuando se trata de emprendimientos, aunque en su mayoría tienden a asegurar que los movían más que las ganancias; esa pasión o cantidad de ideas de superación, estas eran las principales razones. Lo ideal es tomar por escrito cinco de las razones por la deseas comenzar con tu emprendimiento, y estas no tienen que ver con el dinero, es así como se evitan frustraciones y pérdidas a mitad de camino.

Hacer uso de un modelo de negocio rentable: Un negocio rentable es el que genera ganancias más allá de lo invertido, dejando dinero para continuar invirtiendo (luego de que se descuenten los costos, incluyendo el salario).

Debemos considerar las siguientes preguntas a fin de conocer si nuestro emprendimiento es rentable:

● ¿Qué problema resuelve nuestro negocio?

● ¿Cuáles son las partes de nuestro negocio que no son lucrativas?

● ¿Cuál es la tasa de retención de clientes?

● ¿Quiénes son los clientes más valiosos?

● ¿Cuánto tiempo pasamos con el equipo de gestión para generar ingresos?

● ¿Cómo haremos crecer el emprendimiento?

Hacer networking: siendo digital o tradicional, nuestro negocio debe salir a la luz, por lo que debemos perder el miedo al fracaso y mostrarlo a otras personas. Es aconsejable acudir a conferencias, eventos de networking, ferias, es decir, hasta donde sea posible establecer contacto directo con quienes sean los posibles compradores y con personas que puedas relacionarte para abrir los caminos del emprendimiento.

Marcar un presupuesto: la recomendación es que los costos se mantengan bastante bajos marcando un presupuesto inicial que pueda asegurarnos esto, en consecuencia siempre debemos ser sumamente realistas.